Martes 27.06.2017
Actualizado hace 10min.

Economistas desmienten a Marcos Peña

Economistas nucleados en el Observatorio de Coyuntura Económica y Políticas Públicas - OCEPP - aprovecharon para desmentir la "Carta de Jefatura de Gabinete sobre la marcha de la economía Argentina" que publicó Marcos Peña por engañosa o elusiva de la realidad.

 
Itai Hagman conduce el OCEPP
COMPARTÍ ESTA NOTA

A PARTIR DE LA “CARTA DE JEFATURA DE GABINETE” SOBRE LA MARCHA DE LA ECONOMÍA ARGENTINA

Estimado Jefe de Gabinete,
Sr. Marcos Peña

Hemos leído con atención la “Carta de Jefatura de Gabinete” (http://www.casarosada.gob.ar/i…/CartaJefatura/CartaJG_03.pdf) publicada el 4/6, que incluso varios medios reflejaron en diversos artículos en el día de ayer (link: http://www.lanacion.com.ar/2031210-segun-pena-la-recesion-y… ). Entendemos que el objetivo de la misma, según reflejan estos mismos medios, es “ordenar” el discurso de ministros, diputados y demás miembros de la coalición gobernante acerca de la marcha de la economía argentina.

Aprovechando el puntapié que da con esta publicación, nos permitimos contrastar algunos de los datos, argumentos y conclusiones allí planteados. El optimista texto que presentó podría haber sido motivo de alegría si no fuera porque contiene afirmaciones engañosas o elude explicar por qué suceden ciertas cosas. Somos un grupo de economistas que utilizan cotidianamente los datos oficiales y en esta ocasión queremos presentarle algunos que desmienten sus afirmaciones:

1) “Los empleos perdidos ya fueron recuperados (y se siguen creando nuevos)”. Nos sorprende que no le preocupe los datos del Ministerio de Trabajo que indican que entre noviembre 2015 y marzo 2017, 51.340 asalariados registrados privados perdieron su trabajo. Esta pérdida se concentró fundamentalmente en el sector industrial. Cabe destacar que la creación de puestos de trabajo a la que usted se refiere apunta al crecimiento en la cantidad de monotributistas, lo cual indica una mayor precarización de la estructura laboral argentina.

2) “Terminó la recesión y ya están creciendo casi todos los sectores de la economía”. Los últimos datos de actividad económica muestran que luego de la caída anual del PIB de 2,3% en 2016, durante el primer trimestre de 2017 la actividad económica arroja una variación positiva anual acumulada de sólo 0,1%. Es decir, continúa el estancamiento. Nos preocupa particularmente la industria que en el primer cuatrimestre cayó 2,4% con respecto al mismo periodo del año anterior. Si bien esperamos que el aumento de la obra pública, tras el recorte brutal de 2016, impacte positivamente, difícilmente logre dinamizar mucho la actividad cuando la meta del gobierno es que los salarios no superen la inflación. Se suma a esta situación el reemplazo abrumador de productos importados a la producción local.

3) “ La inflación anual del mes que viene (julio) va a estar alrededor del 21%.”. Sorprende que celebre una perspectiva de inflación de 21% cuando la meta del gobierno había sido entre 12% y 17%. Reconocemos que esta cifra se encontraría muy por debajo del 41% del año pasado pero apenas unos puntos abajo del 23,8% registrados en noviembre 2015 antes de que asuman.* Es decir que casi a mitad de su gestión habría bajado la inflación sólo 3 puntos y encima a costa de que el salario crezca por debajo de los precios. No está de más recordar que el año pasado el poder adquisitivo de los trabajadores formales se redujo un 7%, siendo más del 10% la caída en los informales. Por otro lado, permítanos dudar de su pronóstico, ya que en abril (último disponible) el INDEC reportó una inflación de 27,5%, todavía bastante por encima de lo que estaba cuando asumieron ustedes.

Por último, queríamos aprovechar para manifestarle nuestra preocupación por la deuda externa contraída en este año y medio de su gestión. En 2016 y 2017 fuimos el mayor tomador de deuda externa del mundo, triplicando al segundo país. Pero más importante que eso, la deuda y sus intereses se acumulan sin generar capacidad de repago, ya que los dólares se filtran en la fuga de capitales, el pago de intereses, la remisión de utilidades y el turismo. Por este motivo tras tomar deuda por más de U$S70.000 millones las reservas internacionales sólo crecieron en U$S20.000. Esperemos que tengan algún plan al respecto ya que los fantasmas de la historia argentina respecto de la deuda externa, sinceramente, nos asustan.

Sr. Jefe de Gabinete lo invitamos a revisar los datos y dinámicas y por favor tomar las medidas necesarias para recuperar el nivel de empleo, subir salarios y reducir el endeudamiento antes que nos desborde.

Atentamente,
Economistas nucleados/as en el OCEPP - Observatorio de Coyuntura Económica y Políticas Públicas
www.ocepp.com

* Para este período utilizamos los datos del IPC elaborados por el gobierno de CABA, que el propio director del INDEC reconoció como buenos, ya que los presentados en su informe parecen un poco sesgados.