Miércoles 22.11.2017
Actualizado hace 10min.

La industria utilizó 66,3% de su capacidad instalada durante septiembre

El dato sobre la capacidad industrial utilizada oscila en el mismo nivel que en el mes anterior. Sin embargo la capacidad industrial utilizada sigue 5 puntos abajo que en el 2015.

 
La actividad industrial sigue abajo 5 puntos respecto del 2015
COMPARTÍ ESTA NOTA

En el mes de septiembre de 2017, los bloques sectoriales que presentan niveles de utilización de la capacidad instalada superiores al nivel general son: refinación del petróleo (85,7%), papel y cartón (82,5%), industrias metálicas básicas (81,0%), productos del tabaco (77,3%), productos minerales no metálicos (74,7%) y productos textiles (68,3%). Por otra parte, los bloques sectoriales que se ubican por debajo del nivel general de la industria son: sustancias y productos químicos (64,0%), productos alimenticios y bebidas (63,8%), edición e impresión (63,0%), la industria automotriz (57,1%), productos de caucho y plástico (56,9%) y la metalmecánica excepto automotores (54,7%). 

Las industrias metálicas básicas alcanzan en el mes de septiembre de 2017 un nivel de utilización de la capacidad instalada de 81,0%, muy superior al registrado en el mes de septiembre del año pasado (65,3%). Esta evolución se explica por la mayor demanda de productos siderúrgicos por parte de la actividad de la construcción, el sector automotriz, la producción de maquinaria agrícola y sus complementos y algunos segmentos de fabricantes de línea blanca (en particular, ciertas líneas de lavarropas, heladeras, freezers, cocinas y termotanques). Asimismo, los desarrollos en áreas 

energéticas favorecen la demanda de tubos de acero.
La industria automotriz alcanza en septiembre de 2017 un nivel de utilización de la capacidad instalada de 57,1%, superior al registrado en el mismo mes del año anterior (51,4%). En el mes de septiembre continúa la tendencia creciente de la producción de vehículos utilitarios, impulsada por las mayores exportaciones.
 
El bloque de productos minerales no metálicos alcanza en el mes de septiembre de 2017 un nivel de utilización de la capacidad instalada de 74,7%, superior al registrado en el mismo mes del año anterior (70,7%), que se vincula con los mayores niveles de producción de cemento, vidrio y otros materiales de construcción. Estas subas en la producción son impulsadas por la mayor demanda tanto de obras públicas de infraestructura como de obras privadas. En el caso del vidrio, además de la reactivación de la construcción, también se registran mayores pedidos por parte de la industria automotriz y de distintas líneas de envases. 
 
Respecto de los bloques sectoriales que presentan en septiembre de 2017 niveles de utilización de la capacidad instalada menores que los registrados en el mismo mes del año anterior, el bloque de sustancias y productos químicos alcanza en el mes bajo análisis un 64,0% mientras que en septiembre de 2016 operaba al 68,5% de su capacidad productiva. 
En septiembre del corriente año, la elaboración de productos químicos se vio afectada por diferentes factores. Por un lado, se verifica una importante caída en la producción de biodiésel como consecuencia de la disminución de las exportaciones a Estados Unidos, principal plaza externa para el biodiésel argentino en el corriente año. Además, en el mes de septiembre varias empresas químicas realizaron paradas de planta, algunas para mantenimiento y otras paradas no programadas como consecuencia de imprevistos que afectaron ciertas líneas de producción.
 
El bloque de alimentos y bebidas presenta en septiembre de 2017 un nivel de utilización de la capacidad instalada de 63,8%, menor al registrado en el mismo mes del año anterior (65,7%). Esta evolución responde a los menores niveles de producción registrados en septiembre de 2017 –en comparación con septiembre de 2016– de varios rubros que integran este bloque. Entre ellos se destacan las caídas registradas en los segmentos de bebidas, molienda de cereales y oleaginosas y la industria láctea, entre otros.